Servicio Gratuito con Fines Educativos

Tiempo de Renovación


Si fuéramos automóviles, la Cuaresma sería el tiempo de cambiar el aceite y afinar el motor.
*
Si fuéramos jardines, la Cuaresma sería tiempo de fertilizar nuestra tierra y arrancar las malezas.
*
Si fuéramos alfombras, la Cuaresma sería tiempo de darles una buena limpieza con el aspirador o una buena sacudida.
*
Pero somos personas y quizá, muchas veces hemos hecho cosas malas y necesitamos arrepentirnos de ellas.
De aquí la necesidad de hacer una buena confesión.
*
A veces nos dejamos llevar por nuestro egoísmo, por lo tanto, necesitamos empezar a pensar en los demás.
De aquí la necesidad de la limosna.
*
Quizá muchas veces perdemos de vista el fin para el que fuimos creados,
por eso necesitamos ordenar nuestra vida según las prioridades.
De aquí la necesidad de la oración.
*
Que este tiempo de Cuaresma renovemos nuestro ser para servir mejor a Dios.